flickr_2 sorting_options_flled-512

20080904

Hancock

Estrenos de Verano
Hancock

hancock

La ciudad de Los Angeles pude dormir tranquila porque tiene un nuevo superhéroe, Hancock. Como en la canción de los cazafantasmas: “hay algo extraño en el vecindario… a quien vas a llamar?”…. a Hancock? Pos va a ser que no.

Efectivamente los ciudadanos de Los Angeles odian, más que veneran, a este peculiar superhéroe, ya que causa numerosos destrozos y heridos en todas sus hazañas. Por lo que supone un gran gasto para las arcas públicas. Más que superhéroe, lo consideran una persona con superpoderes.

Nuestro héroe en cuestión es huraño, arisco y alcohólico. A parte, para darle un tono dramático, se siente solo e incomprendido, ya que no recuerda nada de su pasado. No sabe si es humano, extraterrestre, ni cómo consiguió los superpoderes.

Todo cambiará en su vida cuando se cruza en su camino Ray Embrey, un publicista idealista, al que salva de ser arrollado por un tren (pero como es habitual en las acciones de Hancock, con ello causa numerosos heridos y destrozos varios, entre otros, el tren en cuestión). Embrey, al ver la reacción de la gente en contra del héroe, y en agradecimiento por salvarle la vida, le propone un cambio de imagen para que el pueblo finalmente lo adore, como al resto de superhéroes.

hancock2

Este es punto de partida de la última película de Will Smith. Que empieza siendo una gran comedia, y termina siendo un drama, cosa a la que ya nos tiene acostumbrados Hollywood.

A mí me gusto mucho la primera parte de la película, pero cuando intentan explicar el origen del antihéroe, ya pierda gran parte de la gracia (algo parecido lo que le pasa a la serie Kyle XY: lo que tiene de bueno en la primera temporada, se pierde en la segunda al explicar el origen del protagonista).

De todos modos es una buena película palomitera, para pasar el rato, con grandes efectos especiales. Yo le doy un 7 de 10.


__________________________________________________________________________________________


sparrow2

1 comentario :

sofia martínez dijo...

¡Está pasable! Hancock debutó en las pantallas resultando en un enorme taquillazo, probando el “Star power” de Will Smith. Y aunque numerosos directores, finalmente Peter Berg logró concretar la propuesta, presentando una película con una idea poco y mal aprovechada que se convierte en algo ya visto, pero encima, soso. No hay escenas absurdas (salvo algún detalle de la charla clave entre Smith y Theron), ni malas actuaciones, ni siquiera escenas de acción chuscas. Todo es correcto, pero con una falta de alma que asusta.